Pintar falso techo

Es posible que pintar falso techo sea una de las primeras soluciones a la hora de renovar la imagen de un comercio o local. La opción de la pintura puede resultar atractiva para paredes y techos porque lo que se pretende es que el espacio recupere el aspecto nuevo y resplandeciente del primer día.

No obstante, lo que en un primer momento puede parecer una buena idea no lo es tanto si se tiene en cuenta que determinados materiales no deben pintarse.

Renovar el aspecto de los techos en locales

Los falsos techos o techos desmontables son realmente cómodos y eficaces para colocar en oficinas y otros locales comerciales pero se ha de tener en consideración que su mantenimiento no es el mismo que el de los techos convencionales.

En lo que a medidas de seguridad se refiere la ley es firme y prohibe pintar falso techo ya que estos terminan perdiendo sus características principales.

Es por ello que lo más aconsejable es  contratar a una empresa profesional de limpieza de falso techo.

¿Por qué no es recomendable pintar falso techo?

Se sabe que los falsos techos aportan una serie de ventajas en los espacios donde están instalados, que podrían verse distorcionadas si se les añade pintura a las placas.

Si se aplica pintura, la calidad acústica del local puede disminuir considerablemente porque se pierde sonoridad, y consecuentemente, confort.

Al pintar las láminas de los techos desmontables el producto provocará que estas láminas queden pegadas unas a otras o a las estructuras metálicas que las sostienen.

Si al pintar falso techo todas las partes quedan adheridas será imposible llevar a cabo cualquier tipo de instalación eléctrica, perdiendo así la funcionalidad que aporta este tipo de techos.

Además, pintar falso techo es perder la estética del local o comercio ya que los techos desmontables una vez pintados pierden su brillo inicial y el aspecto que aporta al espacio es triste y apagado.

El valor de esta clase de techos disminuye si se les aplica pintura porque esta suele desgastarse y aportar al material un tono amarillento poco recomendable.

La mejor forma de mantener el aspecto original de los falsos techos es proceder a su limpieza por parte de profesionales experimentados como el equipo de Reciplac.  

 

  ¿Tiene alguna duda o pregunta?

Estamos a su entera disposición. Le responderemos de manera veraz, clara y rápida.

91 488 14 16

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.